¿Cómo funcionan las luces de un auto?

Las luces de auto no solo te ayudarán a que puedas despejar tu camino, ya que estas cumplen con distintas funciones que, ya que estas son utilizadas para las distintas circunstancias a las que corresponde un alumbrado diferente, y es ahí en donde entra también el conocimiento que tenga el conductor acerca de este tema, pues será quien sepa cómo interpretar el momento en el que te encuentres, además de saber adecuar la velocidad, es quien elegirá el tipo de luces pertinentes.

En general las luces de auto deben permanecer en óptimas condiciones, ya que esto es imprescindible, ya que el alumbrado de un vehículo es crucial para todo tipo de emergencias, así como las inmovilizaciones en vialidades que se encuentran mal iluminadas, al circular también por carreteras reviradas o bien, al interior de un túnel. Importante que cuentes con las luces de tu auto en buen estado, es decir, un alumbrado correcto, por lo que antes de comenzar con las funciones de estas, debes revisar que las luces traseras, de freno, marcha atrás y antiniebla se encuentren en pleno funcionamiento.

Son en total seis los tipos de luces de coche que te funcionan para poder realizar una buena conducción en los momentos que se requieran, dividiéndose en 2 funciones específicamente y es por eso que te contamos sobre la labor que llevan a cabo cada una de ellas:

Luces para ver.

  • Luz de cruce (corta): Siempre serán utilizadas de noche en todas las vialidades, durante el día en caso de que haya niebla, lluvia, nevadas o nubes de polvo y humo. Además de túneles, carriles reversibles, adicionales o habilitados para circular en sentido contrario. Cabe destacar que esto último no es obligatorio, pero si recomendable, debes saber que las luces de conducción diurna con las que cuentan algunos vehículos no pueden sustituir a estas, ya que su alumbrado es de corto alcance.
  • Luz de carretera (larga): Tendrán que ser usadas solamente de noche y en carreteras que no cuenten con la iluminación adecuada, sin embargo debes conocer las normas que se establecen con relación a esta luz, pues cuando no sea visible una placa a 10 metros o bien, un vehículo oscuro a 50 metros circulando a más de 40 km/h. Se tendrán que cambiar las luces de cruce si es que deslumbra a peatones u otros conductores de frente o por los retrovisores. No se tiene que utilizar en poblados comunes, solo en autovías y autopistas también deben cambiarse por las cortas cada que venga otro vehículo de frente.
  • Antiniebla delantera: Suele pasar que la iluminación principal en un cruce o carretera resulta insuficiente y es por eso que requiere que se añadan otras luces. La antiniebla delantera se conoce como el refuerzo luminoso cuando disminuye considerablemente a causa de lluvia intensa, nevadas, nieblas espesas o nubes densas de humo y polvo. Se trata específicamente de una luz potente baja y ancha que es útil para poder seguir las líneas que se sitúan al borde de una calzada, no se recomienda que se encienda cuando llueva poco, ya que puede molestar, pero tampoco es obligatoria, por lo que muchos vehículos no la equipan. Es útil para curvas sucesivas que estén señalizadas, esto por su mayor alcance lateral.

  • Luces para ser vistos.

  • Marcha atrás: Una o dos luces blancas que se encienden automáticamente al dar marcha, con la función de advertir a los conductores y peatones cuando el vehículo circule hacia atrás, iluminando también la parte trasera del vehículo al realizar maniobras.
  • Posición: Luces del auto que siempre acompañan a las cortas, largas y antiniebla, indicando así la posición y anchura que tiene el vehículo, en caso de inmovilizarse en una calzada o carretera, debes encenderlas para hacerte visible. Son conocidas también como intermitentes.
  • Antiniebla trasera: Una o dos luces rojas que son más intensas que las de posición, se sitúan detrás para que eviten alcances. Importante que sepas que su uso será obligatorio para todos los vehículos excluyendo motocicletas, pues funcionará para señalizar la situación en caso de existir niebla espesa, lluvia o nevada intensa, además de nubes de humo y polvo.

  • ¿Cómo se ajustan las luces de auto?

    Cuando logres percatarte que las luces de tu auto no iluminan como lo deseas mientras conduces, suele pasar también que otros conductores te pitarán o bien que los peatones realicen gestos de molestia al toparse con tu automóvil, esto pasa porque tus luces se encuentran desalineadas y apuntando hacia otro lugar, es por eso que te contamos sobre cómo ajustar las luces de coche:

  • Nivela tu automóvil, asegúrate que el nivel de las llantas se encuentre en el recomendado.
  • Estaciónalo en un lugar plano, observa que los amortiguadores estén nivelados, recomendable que balances tu auto desde las 4 esquinas.
  • Enciende las luces, al hacerlo marca con cinta las líneas centrales tanto verticales como horizontales que reflejen una T.
  • Asegúrate que las luces estén niveladas, no deben tener una altura mayor a 1 metro.
  • Regula cada luz por separado, tapa con algún objeto las distintas luces y concéntrate en el nivel de cada una.
  • Gira el tornillo o perno superior para ajustar los campos verticales, al hacerlo observa el patrón en la pared.
  • la mayor parte con relación a la intensidad de luz tendrá que ser hacia el lado derecho de la línea vertical.
  • Prueba los ajustes, te recomendamos que des una vuelta para observar si las luces se acomodaron correctamente.

  • ¿Cómo cambiar las luces de auto?

    Para terminar, ahora te contaremos como cambiar las luces de auto, es importante que sigas las indicaciones para que no dañes los faros:

  • Luces traseras: Cambiar el foco no será fácil, pero cuando la luz trasera se funda, debes saber que esta es la más sencilla de cambiar, pues una vez que abras el maletero quita el plástico o tela que cubre el compartimiento, despacio y con mucho cuidado retira el foco para no dañar alguna otra conexión, después de esto monta la nueva.
  • Luces delanteras: Estas tienen un mayor grado de dificultad, ya que el espacio es limitado para que puedas maniobrar, sin embargo con paciencia deberás seguir los siguientes pasos:

  • Ten a la mano una pequeña selección de herramientas, como destornilladores de varios tamaños y formas.
  • Observa el manual de tu automóvil con el que puedas guiarte sobre cómo acceder al foco.
  • Cambiarlo será un poco complicado, por lo que tendrás que retirar el descompuesto con mucho cuidado, para posteriormente colocar el nuevo.

  • ¡Con Ahorra Seguros, infórmate!