¿Qué son los Amortiguadores?

Amortiguadores, así son llamados aquellos dispositivos que se caracterizan por contar con su eje cromado, además de dos tubos de acero que se encuentran al interior del otro.

El primer tubo exterior conocido también como tubo de reserva es el que se encuentra lleno de aceite, seguido de este va el interno, que se conoce también como tubo de compresión, que va en un extremo, mientras que su eje de acero cuenta con un apoyo que se ancla directamente a tu vehículo.

Por último encontramos el tubo que se sitúa en otro extremo y va montado directamente a un pistón, mismo que siempre se desplaza a lo largo del tubo de compresión y que trabaja presionando o succionando el aceite que comienza a fluir a través de las válvulas que se instalan en el tubo de compresión, estas construcciones o herramientas generan en simultáneo dos fuerzas bastante diferentes hablando estrictamente de la extensión y compresión, pero que tendrán la tarea de:

  • Crear un adhesión del vehículo hacia la vialidad.
  • Aportará una mayor seguridad en cuestión de las curvas.
  • Te ayuda a que obtengas una mayor permanencia sobre la marcha y que esta sea sumamente confortable para el conductor.

  • En términos generales tanto los amortiguadores delanteros, como los amortiguadores traseros, serán las herramientas que compongan el sistema de suspensión en los vehículos, y son quienes se encargan de controlar todos aquellos movimientos relacionados con la suspensión, muelles o resortes.

    Cabe destacar que el movimiento de la suspensión en conjunto con los amortiguadores genera en automático una energía cinética, la cual se convierte también en una energía que se conoce como térmicas o calorífica, misma que se comienza a disipar por medio del aceite del automóvil.

    A esto tendríamos que añadir que los amortiguadores son imprescindibles para una activa seguridad en el andar del vehículo, ya que te protegen de ciertos riesgos a los que puedes estar expuesto, como golpes, impactos o vibraciones.

    Cómo ya te lo contamos, los amortiguadores delanteros y amortiguadores traseros son en realidad una de las herramientas que se encarga de procurar el bienestar del automóvil, y que este no sufra de daños que pueden terminar por ser perjudiciales, es por eso que en la actualidad existen muchos tipos de amortiguadores, los cuales se encargan de cuidarte, pero también debes saber a detalle sobre estos, conoce más:

  • Amortiguador hidráulico:Lo cierto es que estos no requieren de un mantenimiento, y trabajan de la mejor manera con relación a elevados niveles de presión, contando con un pistón dentro del cilindro que ayuda a que fluya el aceite de un extremo a otro.
  • Amortiguador hidráulico con válvulas:En estos el aceite no podrá circular por los orificios, sino que este lo hará por válvulas que los hacen más suaves y eficientes.
  • Doble tubo:Su función es por medio de dos cámaras, donde circulará el aceite si es que son presurizados, o aceite y gas si no lo son. Pero al ser más cortos y contar con una menor fricción, terminan por ser los ideales para caminos extremos o en grandes baches.
  • Monotubo:Cada una de las cámaras recepciona un componente, ya sea gas o aceite y entre ambas encontramos un pistón flotante, pero también depende de la presión a la que estén expuestos, ya que pueden regular la dureza o la misma frecuencia.

  • En términos generales los amortiguadores de autos son quienes evitan saltos hacia arriba y abajo, creando enlaces mecánicos a las ruedas que se visualizan en el mantenimiento en línea.

    ¿Cómo funcionan los Amortiguadores en un auto?

    La función de un amortiguador va concentrada a darle el confort que como conductor necesitas al momento de ir a bordo de tu automóvil, ya que este evitará también que surjan cualquier clase de vibraciones, pues se encargan de absorber toda energía cinética generada por el movimiento, y misma que se origina a través de golpes o daños que se puedan crear.

    Lo cierto es que los amortiguadores son la herramienta que facilita la adherencia entre los neumáticos a la carretera y trabajan para poder estabilizar el automóvil posterior a un impacto que pueda ser sumamente fuerte o que pueda dañar al funcionamiento del automóvil, partiendo de daños a las ruedas.

    Los amortiguadores delanteros y los amortiguadores traseros son los componentes más importante en un sistema de suspensión en los vehículos, ya que también llevan a cabo la función de procurar el menor desgaste posible sobre ciertas áreas el automóvil, principalmente en herramientas como las llantas, bujías y lo que se encuentra alrededor de estas, y en caso de que el amortiguador se dañe podrán suceder ciertas acciones que no se dan cuando este se encuentra en buen estado, tales como:

  • Qué las ruedas se desgasten o salten durante la marcha.
  • La unidad dará brincos de forma descontrolada.
  • El vehículo termina por ser más complicado de controlar en las curvas, y al presionarlo comenzará a balancearse más de una vez.
  • Perderás la estabilidad.
  • Requieres de una mayor distancia para realizar el frenado.
  • Existirá una notable falta de adherencia con relación al asfalto húmedo.
  • La conducción será sumamente incómoda.

  • ¿Cuándo hacer un cambio de amortiguadores?

    Para saber sobre el momento indicado para hacer un cambio de amortiguadores, es importante que prestes atención a ciertas señales que podrás notar para cambiar tus amortiguadores delanteros y los amortiguadores traseros, esto cuando puedas percibir vibraciones extrañas al acelerar, o simplemente cuando tu vehículo se incline sobre la parte frontal cuando llegues a frenar.

    Pero también otra situación más fácil de notar que se requiere hacer un cambio de amortiguadores, es después de recorrer los 30 mil kilómetros, aunque a partir de los 22 mil ya es un tanto recomendable hacer estas sustituciones.

    Mantenimiento de los amortiguadores

    Ciertamente la única forma de darle mantenimiento a tus amortiguadores, es aceitando cada determinado periodo, pero también existen otras recomendaciones con relación a este tema, tales como:

  • Pasar con cuidado todas aquellas vialidades que contengan un excesivo número de baches.
  • Procura también adquirir amortiguadores de buena calidad, para que su durabilidad sea mayor.
  • ¡En AhorraSeguros.Mx podrás encontrar los mejores consejos para cuidar tu auto!