17 diciembre, 2018
  • Rating: 

¿Qué es un Fideicomiso?

El término de fideicomiso alude a un contrato que mediante el cual un individuo va a encomendar dinero o bienes de su prioridad a otra persona jurídica o física para que los que administren en el beneficio de una tercera persona y que luego el cumplimiento de una condición o de un plazo, que los transmita nuevamente al fiduciante, al beneficiario o a otro sujeto.

Cuando se constituye un fideicomiso, las partes que son involucradas no son propietarias en el bien en cuestión; de dichos bienes, además no pueden ser objeto de persecución de los acreedores del fiduciante ni del fiduciario, ni que resulten afectados por la quiebra de alguno de ellos.

El fideicomiso te puede permitir asignar las ganancias que se derivan de la propiedad de un bien de acuerdo a la voluntad de su propietario, en la que los bienes, de este modo, son enajenados del propietario y que quedan sujetos a un destino determinado.

Podemos concluir en que el Fideicomiso se inicia en el momento en el que el fiduciante designe un fiduciario, para poder transferir la administración de los bienes de los cuáles se desprende.

En el fideicomiso que se especifica con los fines de la operación y que se nombra al beneficiario de la acción del fiduciario. Cabe destacar que el destinatario final de los bienes puestos en fideicomiso que recibe el nombre de fideicomiso que puede tratarse del propio o de un tercero.

El fideicomiso va a terminar en el momento que se cumpla una condición estipulada en el contrato o que cuando venza el plazo definido; para que también pueda terminar de manera anticipada por alguna de las circunstancias; por lo que al liquidar el fideicomiso y se entregan los bienes a quienes corresponda.

Una de las formas más comunes por las que las personas físicas y morales puedan hacer los negocios es a través del fideicomiso o de la operación mercantil que mediante la cual se destinan ciertos bienes para un fin en especifico o que sea encomendado a una institución de crédito.

Cada vez que se pueda utilizar con mayor frecuencia el contrato de fideicomiso como una de las herramientas legales que te van a permitir realizar en los negocios en distintos giros, tales como el de poder garantizar la educación de los hijos, respaldar el pago de una deuda o que se administren los recursos que se requieran en los conocimientos especializados.

Todo mediante el contrato que una persona que esté designada como fideicomitente, que además entregue el tiempo determinado, como parte de su patrimonio en bienes o derechos a una institución que los administra de una institución que trabaja en favor de otra persona.

De esta manera es que el contrato que una persona, que se encuentre designada como fideicomitente, entregue por un tiempo determinado que como parte del patrimonio en el que de manera libre pueden intervenir de manera libre en las celebraciones del contrato, que siempre y cuando se deriven de las actividades a realizar que sean lícitas.

¿Cuáles son las partes del Fideicomiso?

Fideicomitente: Esta es la persona física o moral que va a constituir con un fideicomiso para que se pueda destinar en ciertos bienes o derechos que van a otorgar la realización de un fin lícito y determinado. Se va a encargar de la realización para una institución de crédito.

Fiduciario: Esta es la persona que se encarga de manera activa por el fideicomiso de realizar el fin del fideicomiso. Éste se convierte en el titular del patrimonio que constituye por los bienes o de los derechos destinados a la realización de tal finalidad; por lo que en el titular del patrimonio constituido por los bienes o de los derechos destinados a la realización con dicho objetivo. Solo pueden ser fiduciarias las instituciones de crédito.

Fideicomiso: Esta es la persona física o moral que se recibe en el beneficio de los derivados de este.

La institución fiduciaria tiene como función poder administrar los bienes que se logran aportar por el fideicomitente y que se entregue al fideicomisario las ganancias que se han generado.

En resumen, es el fideicomitente quien va a lograr definir la finalidad del fideicomiso, el fiduciario se encargará de llevarla a cabo; en donde se obtenga como resultado que el fiduciario será beneficiado por dicha operación.

Dentro de las características principales que se requieren para el fideicomiso que son más sencillas como:

  • Tanto el fideicomitente como el fiduciario deben de ser libres en las restricciones que puedan contraer dicha obligación.
  • Para que puedas formar el patrimonio de un fideicomitido que se pueden entregar en varios con diferentes tipos de bienes, en donde siempre y cuando sean lícitos.
  • En el momento un bien se entregue en la calidad de fideicomiso, o que dicho patrimonio deje de ser del fideicomitente y que adquiera una mayor autonomía, ya que no es perteneciente a nadie en específico.
  • El patrimonio deberá de ser en beneficio y destino de un plan en específico.

  • Dentro de los fideicomisos también pueden existir algunas restricciones como:

  • Su fin no deberá ser secreto, ilícito o producto de fraudes.
  • Los derechos personales del fideicomitente, o sea que se derive de los que únicamente esa persona pueda exigir, como en el pago de una deuda, nunca que se convierta en la parte del fideicomiso.
  • En caso del fallecimiento del que sea el titular o beneficiario, no pueda hacer un cambio de fideicomiso.
  • Su duración no será mayor a cincuenta años a excepción de que el fideicomisario sea una de las personas morales o de orden público, en las que tales como un parque nacional, edificio histórico o de una escuela pública, o que sea de una institución de beneficencia o de arte sin fines de lucro y que cuente con la dicha operación que se destine para costear los gastos de su mantenimiento.
  • En la creación del fideicomiso con los beneficios para que el fiduciario, o lo que significa que sea a la vez de un fideicomisario. Esto que sólo se pueda hacer en caso de que la institución se otorgue en los créditos para poder realizar las actividades empresariales o del pago de las deudas.

  • En lo que se debe tomar en cuenta que el fiduciario tendrá que nombrar en las personas que resulten responsables de la administración, o que pueda a su vez garantizar que en todo momento el fin para el cual pueda ser creado en el fideicomiso se logre llevar a cabo.

    ¿Cuáles son las ventajas del Fideicomiso en México?

    Según sean las necesidades y sobre todo el tipo de fideicomiso, o de las cláusulas que estén pactadas en donde se obtienen ciertas ventajas, mismas que a continuación se mostrarán algunas que pueden ser aplicadas a todos o a la mayoría de los contratos del fideicomiso:

  • Los bienes que son administrados son inembargables.
  • La contabilidad y las auditorías son independientes.
  • Cuentas con beneficios tributarios.
  • Puede que se empleen para la realización de los fines que sean ilimitados, en tanto que éstos sean lícitos.

  • 1.- Pueden ir a un enfoque comercial de la figura: Una figura que sea en fundamento a los conceptos que se presenten como un contrato de naturaleza jurídica, o que trascienda en la disciplina que pueda convertirse en un negocio de comercio o de manera especial a un negocio que sea bancario o de razón en la importancia que los bancos le han otorgado para el mismo como la fuente que se genera en los negocios, otorgando el valor de las ventajas o de la versatilidad que se ofrece.

    2.-Finalidad por cumplir: En la que el segundo punto clave es que todo fideicomiso va a tener implícita y necesaria con el objetivo, de que sea para realizar por algo y para algo. En un círculo en donde tantas cosas que se inician y no de todas las que llegan a su término, para que puedan creer que un negocio que se ha propuesto se pueda llevar a cabo de la manera que sea más fiel y en beneficio de los que se van a encargar de un fiduciario, en garantía que en vez de que se limite, logrará que las posibilidades de su desarrollo, lo estimule y le dé un impulso renovador.

    3.- Concreta un Patrimonio autónomo: En la conformación de un patrimonio que se maneje de manera autónoma o de la afectación que se constituye en uno de los elementos más sobresalientes del fideicomiso, que también va a permitir que los recursos del fideicomiso que éste pudiera tener bajo su administración. En el establecimiento de tantos patrimonios que de manera autónoma como de los fideicomisos administrados por un fiduciario, que va a romper con el principio clásico del derecho civil referente a una persona o que sea del patrimonio, en la alternativa de que con ellos se pueda llevar a cabo de los múltiples negocios.

    4.-Elasticidad de la figura: Para que finalmente, la enorme flexibilidad que se pueda presentar en la figura del fideicomiso que permite que se puedan llevar a cabo de las múltiples negocios de acuerdo a las necesidades de cada uno de los clientes.

    Por lo que se afirma que un fideicomiso se va a asemejar a un recipiente en el cual se le agrega un contenido que es puesto por el cliente, con quien se les pueda definir a las necesidades; en las que se asemeja también a un traje de la medida, a los gustos y de las preferencias, que se encarga al fiduciario o que se pueda efectuar con la labor de gestor profesional en la que la administración del fideicomiso funcione.

    Tipos de Fideicomiso

    Para los que existen diferentes tipos de fideicomisos, aquí los principales:

  • Fideicomiso de administración: En la función de que se transmite al fiduciario que se determinan los bienes y de los derechos para que éste los pueda conservar, custodiar, administrar y que pueda transmitir en favor o de un tercero.
  • Fideicomiso de inversión: El fideicomiso otorga los recursos o de los valores para que pueda el Fideicomiso que sea utilizado en las operaciones económicas, con el objetivo de adquirir un beneficio monetario.

  • Fideicomiso de Garantía: El fiduciario que recibe los bienes o de los derechos en fideicomitidos para que pueda garantizar el cumplimiento de una obligación con objetividad, o que esté a cargo del fideicomitente y que a favor del acreedor fideicomisario. La ventaja principal que tenga en la figura, lo que es decir el deudor fideicomitente que pueda mantener la posesión de los bienes que se aportan en el fideicomiso, al mismo tiempo que sirven como una garantía.

    Puede considerarse que exista una clasificación más amplia que se toma en cuenta de la finalidad del contrato, como ejemplo de esto es que los Fideicomisos, Testamentarios, Fideicomisos Patrimoniales, Fideicomisos de inmuebles en Zona Restringida, Fideicomisos para los Desarrollos Inmobiliarios o de los Fideicomisos Patrimoniales.

    El fideicomiso es uno de los modos de disposición de la propiedad que data de los bienes que como un destino determinado, en el interés de las personas distintas aquellas que reciban para la propiedad, o del interés práctico que tiene de ciertos atributos.