¿Qué es ser derechohabiente?

La palabra derechohabiente se refiere a aquella persona cuyos derechos se van a derivar de otra, por lo regular, este término es empleado para hacer referencia al heredero de una persona y en consecuencia será el beneficiario de los derechos de indemnización que son establecidos en una póliza o contrato. Generalmente el derechohabiente se le denominan a los hijos que son menores de edad y los mayores incapacitados.

Los derechos civiles pueden aplicarse a la persona en cuyos derechos se logran adquirir de otra, usualmente este término se usa para hacer referencia al heredero de una persona y como consecuencia, el beneficiario de los derechos de indemnización se pueden establecer al momento de firmar un contrato. En ocasiones es empleado como un sinónimo de causahabiente, en el seguro social aquel que sea el beneficiario de ciertas prestaciones sociales con las que se puede tener la vinculación con un seguro social, de ahí las siguientes opciones:

  • Vínculo de parentesco, es igual al descendiente, ascendiente, consanguíneo.
  • Como comunidad de vida.
  • Dependencia económica con una persona a cargo.
  • Como ejemplo de uso: “el Instituto Mexicano del Seguro Social exhorta a la población derechohabiente a completar el esquema básico de vacunación”.

    A partir de la década de los ochenta, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) comenzó a involucrarse en diferentes temas que se relacionan a la familia, pero no es hasta el año de 1993 que decidió establecer una fecha como el “Día internacional de la Familia”. El objetivo principal es generar un espacio con el que se pueda reflexionar acerca de las necesidades de la misma, pues de las familias que puedan cumplir con su papel determinado o importante en la prosperidad de los países.

    En nuestro país no es ajeno ante esta situación, pues la preocupación por la familia y sus integrantes, es por ello que se puede existir con la figura del “derechohabiente”. En líneas generales, un derechohabiente es el denominado para poder obtener los derechos que provienen de alguna persona o dependencia. En el ámbito de los seguros, que es en donde el término se le conoce comúnmente empleado, de donde se resalta como una persona es derechohabiente al momento que accede a los beneficios como asegurado; por lo general los beneficiarios son los familiares directos, es específico son los familiares directos, en especial los hijos menores y su pareja.

    La palabra derechohabiente es un término técnico jurídico que se puede aplicar en relación entre dos personas por la cual una de ellas puede gozar de los derechos que le correspondan a la otra, que por algún motivo, de manera general su deceso, no puede adquirir. Va a ser utilizado en general en el Derecho Sucesorio y es sinónima de causahabiente, el poseedor primitivo del derecho se denomina con la causa que es el derecho habiente en general, como el heredero; en las pólizas de seguro de vida suelen consignarse quiénes serán los beneficiarios o de los derechohabientes en el caso de que el titular de la póliza fallezca.

    Los derechohabientes en ciertos casos están designados como el propio causante, ya sea en el testamento o en la póliza de seguros, o en otros casos, son presumidos por la ley quien le designe esta condición a los parientes más cercanos o de manera directa y para los próximos que le causen. Los primeros derechohabientes que la ley considera ante la falta de designación por parte del causante, serán siempre los hijos.

    Este derecho es a favor de los sucesores con quien va a surgir para que no se pierda el beneficio y se transmita a favor de los allegados del fallecido, pero de lo contrario pasaría a manos del Estado. La información sobre los derechohabientes o de los afiliados para las instituciones del Sistema Nacional de Salud, así como la población que pueda usarla a servicios médicos según el tipo de institución.

    ¿Cómo ser derechohabiente del IMSS?

    Como trabajador o pensionado directo responsable, ejerce el derecho que pertenece a los familiares derechohabientes, registrándose para que reciban la atención médica inmediata y digna, a través de los servicios que el ISSSTE les puede ofrecer. Puedes recordar que este trámite es gratuito e indispensable para adquirir el carácter del Derechohabiente y que tenga el acceso a las Clínicas y Unidades de Medicina Familiar; un trabajador pensionado, directo, ex trabajador en conservación de los derechos y del ex trabajador en continuación voluntaria.

    Puedes estar informado sobre si está disponible en la Oficina Virtual dentro del expediente Electrónico Único y está conformada por los datos que se identifiquen a la Dependencia o a la Entidad en el suelo básico de cotización, así como, los periodos de cotización en los certificados que se deriven de tu registro de los movimientos afiliatorios proporcionados por las Dependencias y Entidades que se incorporan, donde laboró el Trabajador.

    Puedes revisar si estas afiliado con tus datos personales registrados en la Oficina Virtual dentro del Expediente Electrónico Único, o de la misma manera podrás consultar si eres derechohabiente en el número del ISSSTE 4000 10000 en el Distrito Federal y en el Área Metropolitana, en el resto del país (01 55) 4000 1000; puedes revisar si están afiliados tus familiares en la página virtual del expediente electrónico.

    Si ya estás afiliado al ISSSTE y eres derechohabiente puedes ir directamente a tu clínica o unidad de medicina familiar que te corresponda para hacer la solicitud de tu carnet; la clínica o unidad de medicina familiar es asignada con base en el Código Postal del domicilio particular que es registrado ante el Instituto por parte del Trabajador, Pensionado, ex trabajador en continuación voluntaria o del ex trabajador en conservación de los derechos.

    Para saber quién tiene derecho al Servicio Médico debes recordar que las personas directas siempre son los beneficiados de tu mismo derecho aquí los ejemplos de los derechohabientes:

  • Esposa o esposo.
  • Concubina o concubinario.
  • Con hijo procreado, adoptado o reconocido.
  • Sin hijo.
  • Hijos.
  • El hijo menor de 18 años de edad.
  • Hijo soltero estudiante de nivel medio superior, que sea mayor a los 18 años y hasta cumplir 26 años.
  • Hijo incapacitado física o psíquicamente que sea mayor a los 18 años de edad.
  • Ascendientes como:
  • Padres.
  • Abuelos.
  • Bisabuelos, etc.
  • ¿Cómo pudo ser derechohabiente del IMSS?

    El seguro popular es la modalidad que se encarga de ofrece servicio de salud a todas las personas que estén inscritas en el sistema de protección social en salud y tiene la capacidad de trabajar con diferentes proveedores de servicios de salud tanto pública como privada en cada uno de los estados de México. El Seguro Popular en la Ciudad de México cumple con una cobertura extensa para todas las familias mexicanas; como objetivo principal te va a proteger a ti y a toda la población que no cuente con un seguro social de gastos médicos, buscando de tal forma que todos los integrantes de las familias que se afilian al seguro popular tengas acceso a los servicios de salud.

    Ser derechohabiente del IMSS te permite como individuo poder contar con la seguridad social, en donde puedas acceder a los servicios médicos que ofrece el Instituto Mexicano del Seguro Social o conocido como el IMSS, para tales como la asistencia médico quirúrgica, farmacéutica y hospitalaria, en donde a través del pago de las cuotas anuales anticipadas. Este tipo de incorporación puede ser de manera individual o colectiva, en donde también lo puedes realizar como mexicano que labora en el extranjero.

    Si eres titular de una familia o colectivo, por medio de un representante legal, si eres trabajador o trabajadora de nacionalidad mexicana en el extranjero, puedes realizarlo por medio de un representante a través de una carta simple. Solo debes realizar este trámite en donde lo prefieras ya sea en línea o de manera presencial en la subdelegación que te corresponda.

    Puedes ser derechohabiente del IMSS en cualquier época del año, en caso de que ya te hayas incorporado, los servicios médicos del IMSS darán inicio el primer día del siguiente mes; con algunas cuotas acorde a tu rango de edad, recuerda que al ser trabajador de empresas privadas puedes tener acceso a este derecho y tu empresa es la que se encargará de estos pagos.

    Las cuotas del seguro de salud para la familia, que son vigentes, son de manera anual y anticipada en donde se determina conforme al rango de edad al que pertenezca cada miembro del grupo que está asegurado y se puede actualizar en febrero de cada año, las prestaciones que se otorgan son de asistencia médico-quirúrgica, farmacéutica y hospitalaria. No serán sujetos de aseguramiento a las personas que se le presente.

    Se puede renovar de manera oportuna tu afiliación al seguro para que sigas siendo derechohabiente del IMSS 30 días antes de la fecha de vencimiento de la anualidad contratada, por lo que puedes renovar de manera extemporánea, 45 días después de la fecha de vencimiento, en estos casos es puntual que si se ha adquirido un padecimiento esté fuera dentro de la anualidad contratada. En ningún caso, el IMSS hará la devolución total o parcial de los pagos realizados, por lo que es necesario saber que toda la información que sea proporcionada sea la correcta y completa, en especial la que hace referencia a las enfermedades preexistentes.

    ¿Puedo ser derechohabiente siendo trabajador independiente?

    En caso de que no cuentes con un seguro médico o no seas beneficiario de ninguna institución que te brinde la seguridad social, o te interesa obtener atención médica para ti y tu familia; a continuación revisaremos los requisitos y documentos necesarios para que puedas afiliarte al Seguro Popular y acude al Módulo de Afiliación y Orientación más cercano a tu domicilio, para que puedas afiliarte al Seguro Popular en tu localidad.

    Necesitas identificación oficial con fotografía vigente, sólo de la persona que será el titular de la familia, puede ser la credencial para votar, la licencia de conducir, pasaporte, cédula profesional, cartilla de servicio militar nacional, matrícula consular, credencial del Instituto Nacional de las personas mayores o conocido como el INAPAM. Comprobante de domicilio reciente, como el recibo de la luz, teléfono fijo, predial, estado de cuenta, carta expedida por la autoridad local, acta de asamblea ejidal o comunal , para las localidades con menos de 250 habitantes.

    Para los casos de los bebés recién nacidos, se debe de presentar el certificado de nacimiento, de ser el caso puede presentar el comprobante de estudios de los hijos y/o representados solteros de entre los 18 y 25 años de edad. Otra manera es con el comprobante de ser beneficiario de algún programa de apoyo o subsidio del gobierno federal o de ser perteneciente a alguna colectividad.

    Temas Relacionados