¿Habías escuchado sobre el Sensor de Oxígeno de tu automóvil?

El sensor de oxígeno es uno de los elementos del que menos se habla sobre los automóviles, sin embargo nos estamos refiriendo a una de las herramientas más importantes, ya que de esta depende gran parte de los funcionamientos que desempeñara un vehículo. Un sensor de oxígeno, o también conocido como sonda lambda, son quienes forman parte de los componentes más sensibles y que juegan un papel vital para cualquier auto, estos los podemos encontrar en la salida del escape y se forma por un tubo circonio cerámico, y se caracteriza por ser cubierto en ambos lados con lo que logra obtener una capa de platino que procura el mejor funcionamiento posible, y es que la tarea realizada por este accesorio es hacia la medición que se tiene en la concentración del oxígeno que existe a través del humo de un escape, y en estos sensores habitualmente existen variantes en las que notamos desde el número de cables de interconexión, mismas que van hacia el módulo del control del motor.

Junto a este existen otros sensores de oxígeno para autos que tienen dos, tres o cuatro terminales, pero el punto más importante de esto es que a pesar de las variantes que puedan existir en cuestión de las terminales, lo cierto es que la función no cambia, puesto que la función específica de este elemento será la misma y de acuerdo a lo que se requiere para que el oxígeno que pase al motor sea el mejor o al menos el que se encuentre en el estado óptimo. Cómo ya te lo hemos contado la sonda lambda se ubica en el sistema de escape, pero es muy importante que sepas que este se sitúa antes y después del propio convertidor catalítico de un coche, y esto es por una simple razón que se debe a la medición adecuada para que los catalizadores realicen sus labores indicadas.

Estos sensores tienen una vida útil de al menos 50 mil kilómetros, pero es muy importante y recomendable que mantengas una constante revisión, principalmente cuando este presente sensor de oxígeno fallas, ya que esto puede ser una situación que ocurra debido a muchos factores, pues además de la propia vida útil son algunos otros aspectos los que terminan por influir para que sucedan estas cosas, específicamente que estos podrían dañarse debido a las fugas que existan en el aceite, así como en el anticongelante, cambios bruscos que resulten sumamente dañinos para estos elementos, así como un combustible que sea de mala calidad o simplemente no presente los procesos adecuados, razón por la que recomendamos que pienses dos veces en donde recargar tu automóvil de gasolina, pues este problema se ha presentado durante el último año en nuestro país.

En los automóviles de modelo más reciente es muy fácil poder apreciar cuando el sistema de los sensores oxígeno para autos esté fallando, ya que esto se indica por medio del check engine o un motor amarillo que se aparece en el tablero, siendo una de las señales más claras para saber que esta herramienta no está realizando sus funciones, sin embargo expertos han mencionado que esta situación se puede presentar también por medio de muchos otros cambios considerables, tales como un consumo excesivo en el combustible y salida considerable de humo por el escape. Por eso es que te contamos algunos puntos importantes que podrán ayudarte a que conozcas de los tres aspectos cruciales que pueden influir para que averigües del estado en el que se encuentra el sensor de oxígeno de tu vehículo, y esto es de la siguiente manera:

  • Medición: Una pieza que sirve para poder saber sobre la mezcla del aire y combustible, en donde es ideal o bien puede corregirse en caso de ciertas variaciones dependiendo del automóvil.
  • Posición: Puede ser situado en el múltiple del escape, tal como lo son el convertidor catalítico y posteriormente vendrá el catalizador que es colocado para hacer la revisión de un buen funcionamiento de esta herramienta.
  • Duración: Cómo te lo hemos contado anteriormente y tal como lo indican expertos en el sector automotriz, esta es una pieza que podrá tener una vida que en promedio va a los 50 mil kilómetros recorridos, sin embargo el buen estado de los mecanismos en tu auto, así como mala calidad de la gasolina o fugas de distintos líquidos pueden acortar esta duración.

  • Por otra parte es muy importante que conozcas sobre el funcionamiento de un sensor de oxígeno en los automóviles, y esta herramienta es quien convertirá cualquier cantidad de oxígeno de los gases producidos por parte del vehículo en una señal eléctrica, labor que se acompaña de comparar y analizar si la mezcla del aire y combustible son las ideales o adecuadas para que el desempeño se mantenga tal como se tenga previsto, pues recuerda que en caso de no ser así, se deben tomar las medidas necesarias y adecuadas para que este procedimiento se pueda realizar de forma correcta, pero también mucho oxígeno en los gases del escape en tu automóvil son factores que intervendrán de manera muy importante sobre el tiempo de inyección, esto último será la forma en que se obtenga la potencia necesaria o bien la más óptima para el trabajo del motor en tu automóvil, generando así una relación estequiométrica concentrada en el 14,1 de las partes en el aire, que irán de acuerdo a una parte del combustible.

    Y es que la sonda lambda en pocas palabras podemos decir que es el sensor que funciona de acuerdo a labores muy específicas, ya que su trabajo es precisamente encargarse sobre las detecciones necesarias que sean requeridas con la intención de saber acerca de los niveles en el oxígeno y si es que estos se encuentran bajos, procede a realizar ciertos ajustes que correspondan con los ajustes en la cantidad del combustible que se entregará a través de una mezcla más extensa, y esto quiere decir que hay más gasolina que reducirá el rendimiento en la gasolina, así como la atmósfera que se contamina debido a la emisión de los residuos no quemados sobre la gasolina.


    Aprende a cambiar el Sensor de Oxígeno de tu automóvil.

    Cómo te lo hemos contado anteriormente, antes de proceder a realizar el cambio del sonda lambda, es muy importante lleves a cabo ciertas revisiones que te ayudarán a que estas acciones sean efectuadas de acuerdo a los sensores en el tablero de tu vehículo en caso de que estos enciendan o hagan la indicación acerca del problema presentado en esta pieza, pero también es recomendable un diagnóstico manual, y es que este puede ser efectuado una vez que has revisado el instructivo de tu automóvil, ya que partiendo de esto podrás encontrar como es que se debe revisar el sistema de escape, así como los escaneos necesarios para saber cuál será el grupo de sensores que tendrán que cambiarse.

  • Y ahora pasamos a mencionarte cómo es que se debe realizar este cambio, mismo que se debe seguir al pie de la letra para que puedas evitar todo tipo de inconveniente o problema que aqueje tu vehículo en un futuro.

  • Comienza por ubicar en primera instancia el sensor del oxígeno en tu automóvil, por lo que deberás buscar un accesorio que tendrá una similitud a las bujías que sobresalen de los tubos de escape, pero en cambio estas tendrán una conexión eléctrica.

  • Deberás desconectar la conexión eléctrica del sensor de oxígeno, pero para que esto sea posible utiliza un desatornillador de cabeza plana con la que puedas empujar las pestañas, esto ayuda a que se pueda desconectar de forma más rápida y sencilla.

  • Procede a realizar el desatornillado del sensor del tubo de escape, esto lo puedes hacer cuando utilices una llave de extremo abierto o bien un adaptador especial con el que puedas retirarlo, y en la mayoría de los sensores es posible que la medida sea de una llave Sae de 7/8.

  • Una vez que los haz retirado los sensores de oxígenos, es muy recomendable que el proceso que utilices sea el de comparar el nuevo con el usado, ya que en muchas ocasiones existen sensores nuevos que requieren de ciertas modificaciones que le deberás realizar manualmente para que el sonda lambda quede tal como se encuentra el usado, esto para que la adaptación y la seguidilla en el funcionamiento de los catalizadores se pueda mantener.

  • Una vez que has realizado e cambio de las piezas, es momento que lleves a cabo las mismas acciones que se efectuaron para retirarla, es decir, actúa de forma opuesta y pon en marcha la colocación de todos los elementos que quitaste.
  • Conecta todas las conexiones eléctricas como estaban en un principio.

  • Es momento de probar si esta ya se encuentra bien instalada, es decir que debes abrir contacto del auto, pero en sí no encender el motor, solo utiliza el escáner de diagnóstico, para saber si el automóvil ya puede ser usado nuevamente y con normalidad.

  • Sin embargo, un aspecto no muy común, pero que podría presentarse es precisamente que enciendas el vehículo y la luz siga apareciendo, en este caso deberás acudir inmediatamente con un experto.

  • Un Sensor de Oxígeno en buen estado, beneficia a tu automóvil y a tu cartera.

    Cuando prestas una atención importante y adecuada a todas las emisiones contaminantes que sean expulsadas por tu automóvil, es sin duda una de las labores que te ayudarán a darle un servicio oportuno a tu automóvil, pero además de esto son aspectos que debes considerar para poder economizar en muchos aspectos, principalmente ante las multas que actualmente se aplican en México a todos aquellos vehículos que afecten al medio ambiente.

    Pero con esto se incluyen también una ayuda precisa a la vida y buen funcionamiento del motor en tu automóvil.


    Con AhorraSeguros.Mx infórmate.

    Temas Relacionados