12 febrero, 2019
  • Rating: 

Conoce todo sobre el Registro Federal de Contribuyentes.

Al hablar sobre el Registro Federal de Contribuyentes, mejor conocido como RFC nos estamos refiriendo a una clave que resulta ser necesaria para cualquier persona física y moral en toda la República Mexicana, pues a través de esta herramienta es como se les permite que realicen cualquier tipo de actividad económica lícita ala que estarás obligado a pagar los impuestos que esta requiere, aunque existen también ciertas excepciones para algunos usuarios, siendo así como a estos se les llama contribuyentes. De esta manera es como el SAT y la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), solicitan estrictamente que en esta clave se incluyan todos los datos personales por parte del usuario ya sea persona física o moral, aunque en ambos casos son específicos los cambios que existen con relación a las peticiones que les hacen para esta clave.

En la actualidad el RFC ya es una herramienta a la que te puedes registrar a través de internet mientras que en algunos otros casos también se vuelve indispensable que todos deban señalar específicamente sobre el su Código Fiscal de la Federación con el cual procederán en su trámite correspondiente cumpliendo con los lineamientos solicitados.

Por otra parte se vuelve muy importante que sepas que el RFC son las siglas que se obtienen y que a su vez el gobierno federal utiliza para saber cómo identificar a las personas físicas que en este caso son los asalariados, así como diferenciarlos de las morales que son concretamente las empresas, quienes a su vez son las encargadas de realizar todas aquellas actividades económicas dentro de la República Mexicana, y en términos generales podemos decir que esta será una clave que por parte de las autoridades fiscales te indicará sobre la actividad económica que realiza cada contribuyente registrado con su RFC.

Y de esta manera es cómo podemos decir que el RFC es una clave en donde se contempla como obligatorio para todas aquellas personas físicas y morales, lo cual quiere decir que tienen que presentar sus declaraciones periódicas o bien que expidan todas sus facturas de acuerdo al giro o mercado en el que lleven a cabo sus actividades económicas, por lo tanto deberán actualizar su información dentro de los plazos de 30 días posteriormente a cambios realizados, mientras que el domicilio fiscal se incluye también dentro de este periodo, todo esto va de acuerdo a lo que se estipula por parte de las autoridades encargadas.

Entonces el Registro Federal de Contribuyentes (RFC) se constituye específicamente por las autoridades fiscales que ejercen un control que por lo tanto será importante para que los datos sean proporcionados de manera correcta, ya que se toman en cuenta el nombre de la persona física, mientras que en el caso de la persona moral se contemplará la denominación o razón social, y en ambos casos se tomarán en cuenta los datos que tengan que ver con la fecha de nacimiento o de haberse constituido la compañía, además del domicilio en el caso de las personas morales.


Características del RFC en México.

Es la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) quien se encargará de llevar todos los datos que se proporcionen por parte del Registro Federal de Contribuyentes (RFC), ya que esto se utiliza por este organismo para que sea precisamente la SHCP quien te asigne tu clave en donde todos los puntos correspondan a los datos que has proporcionado, debiendo citar en el documento todos los lineamientos que se requieren por parte de las autoridades fiscales y jurisdiccionales, pues en este caso se tratará sobre asuntos en los que la Secretaría de Hacienda será parte, mientras que por otra parte es importante que sepas que las personas o usuarios que permanezcan inscritos de forma correcta, tienen que conservar toda la documentación que se les ha asignado y en donde se estipula que cumplen con las disposiciones impuestas por el Código Fiscal de la Federación.

México no es el único, pues en todo el mundo se lleva a cabo por parte del gobierno y sus organismos encargados un control para que los habitantes, así como empresas lleven un registro fiscal específico, siendo la forma en que el RFC ayuda a que todas las personas físicas y morales paguen de forma correcta y habitual todos sus impuestos federales y estatales según sea el caso de cada uno de ellos, mismos que irán cargados al número de registro que se les asigne para que se lleve un adecuado control sobre los ingresos percibidos por los usuarios.

El RFC es una clave alfanumérica compuesta de 13 caracteres en donde los dos primeros pertenecen al apellido paterno, mientras que el tercero es la inicial del apellido materno y el cuarto será el nombre del solicitante, seguido de esto encontramos que se incluyen todos los datos que corresponden al año de nacimiento, mes y día, mientras que por último la homoclave que se asigna es por parte del Servicio de Administración Tributaria (SAT), y en específico este servirá para poder evitar toda clase de situaciones como duplicados u homónimos, pues el documento expedido por esta autoridad servirá también como un acuse de inscripción con su cédula de identificación fiscal.

Y como último punto es muy importante que sepas que el RFC será básicamente la herramienta que te ayudará a cumplir con todas las obligaciones que se establecen por parte de la ley sobre el pago de impuestos, ahorro de tiempo al momento en que se necesite dar paso a tu vida empresarial o laboral, por lo que se vuelve crucial para que cumplas con todos y cada uno de los lineamientos que son impuestos de manera obligatoria, ya que así será como se te comenzará a identificar como un contribuyente, además que el gobierno conocerá sobre tu actividad económica para que no existan problemas en un futuro.


¿Qué tipos de regímenes fiscales se contemplan en el RFC?

En la actualidad se estima que el Registro Federal de Contribuyentes está compuesto por más de 41.6 millones de personas que están registradas pero solo existe un tipo de régimen, sin embargo lo que varía en el régimen fiscal al que se inscribe cada usuario es precisamente en el que se enfoque a su actividad económica que desempeña, por lo que existen:

  • Régimen por Sueldos y Salarios: En este caso el RFC se refiere concretamente a que se trata de personas físicas quienes están percibiendo de ingresos por la prestación de un servicio personal subordinado que en este será el más común y conocido que es cuando el usuario trabaja para una empresa u organismo de gobierno.

  • Prestación de Servicios Profesionales: En este caso se refiere a todas aquellas personas quienes prestan un servicio directo hacia lo que se contempla como un cliente y esto es de manera totalmente independiente, en este caso es el RFC que se les asigna a dentistas, médicos, arquitectos, ingenieros, entre muchos otros.

  • Régimen de Incorporación Fiscal: Y por último siendo quizá las más comunes en el caso de los RFC para personas morales, hablamos sobre este régimen en el que se involucran negocios, comercios o compañías, en donde sus contribuyentes estarán inscritos a una seguridad social por cualquier servicio médico, créditos para viviendas entre muchos otros.

  • ¿Para qué te sirve el RFC?

    Entre otras cosas se vuelve muy importante que el RFC impuesto por parte de las autoridades hacendarias será de acuerdo a los que se mencionen como prestadores de servicios, así como a personas morales incluyéndose las físicas, en donde todas estas tendrán la obligación de declarar todos sus impuestos tributarios ante las autoridades que sean previamente mencionadas, mientras que el RFC le servirá al gobierno de la República Mexicana a realizar una recaudación sobre todos los impuestos por parte de los contribuyentes, mientras que se conserva la economía del país en las condiciones necesarias, además de lograr detectar cualquier irregularidad en un usuario.

    Y cabe destacar también que el RFC es una clave que funcionará o bien llevará un papel importante o crucial en cuestión de los documentos en donde el contribuyente los presentará ante las autoridades correspondientes.

    Y por último sirve también como un medio de declaración para los extranjeros, pues se ha creado ya el RFC Genérico, el cual funcionará para toda clase de operaciones nacionales que sean realizadas por parte de residentes que se encuentren también en el extranjero, pero esta clave podrás solicitarla por internet o directamente en las oficinas del SAT.


    ¿Cómo se calcula un RFC?

    En primer lugar hablemos sobre el RFC de las personas físicas, que son como te lo hemos contado desde un inicio quienes llevan a cabo actividades empresariales y que tendrá derecho u obligación de hacer una declaración de impuestos, por lo que se calcula de la siguiente forma tomando como ejemplo el Registro Federal de Contribuyentes ”REOA980516 XXX:

  • RE es la primera letra que se tiene en el apellido paterno más la primera vocal interna en el apellido paterno.
  • O será a inicial del apellido materno, y en caso de no haber un apellido materno se usará una X.
  • A corresponderá a la inicial del primer nombre, evitando en un dado caso alguna palabra inconveniente, se reemplazará también con una Z.
  • 98 son los últimos dos dígitos del año de nacimiento.
  • 05 mes de nacimiento.
  • 16 este es el día de nacimiento,y es así como se puede concluir que el contribuyente nació un 5 de mayo del 98.
  • XXX y esta será precisamente la homoclave que se asigne por parte del SAT, en donde se tomarán ciertos factores conforme a su software alfanumérico.

  • Y por otra parte el cálculo del RFC en una persona moral será el de ASM 990419 P-75:

  • ASM estas serán también las iniciales que se utilicen en el nombre de la empresa o bien se representa como una combinación de estas.
  • 99 el año en que se ha fundado la empresa.
  • 04 representa el mes en que se comenzó con las operaciones en la organización.
  • 19 día en que empezó la compañía, lo cual nos dice que la empresa se creó el 19 de abril del 99.
  • P-75 es la homoclave que se asigna por los sistemas alfanuméricos por parte del SAT.