27 agosto, 2019
  • Rating: 

¿Tu Seguro de Auto cubre daños a Bienes Públicos?

Es importante que sepas como tu seguro de auto te respalda por aquellos daños a bienes públicos, lo cual es una cobertura verdaderamente importante con relación a los servicios ofrecidos en el contrato firmado con una aseguradora, esto con la finalidad de poder resarcir todos aquellos daños que lleguen a producirse debido a la destrucción o deterioro de un bien en específico.

Ante estas circunstancias es como tu seguro de auto ejerce de manera apropiada en contra de los daños que pudieras llegar a propiciar a los bienes públicos del país, los cuales señalan de todos estos inconvenientes con la finalidad de volverse un respaldo que accione al momento en el que te veas involucrado en un problema como este, pues dañar los bienes que pertenecen al gobierno se vuelve un dolor de cabeza con relación al dinero que tienes que pagar a causa de estos inconvenientes.

Sin importar la aseguradora con la que tengas contratado tu seguro de auto, en cuestión de la reparación o cobertura por bienes públicos, cabe mencionar que la transmisión de estos objetos asegurados se otorgarán de acuerdo a lo que se mantenga acordado en tu seguro, principalmente a que la transmisión debe comunicarse por escrito en un plazo no mayor a 15 días, por lo tanto deberá cubrirse conforme al ejercimiento del derecho de la rescisión frente a quien lo adquiera, pero no será válida en el dado caso que conduzcas bajo los efectos del alcohol o en estado inconveniente.

Por esta razón es que en la mayoría de todos aquellos choques e incidentes de tránsito cabe mencionar que estos se podrán resolver conforme a la intervención de tu seguro de auto, pues en este caso recuerda que más allá de ser obligatorio tanto en la Ciudad de México, Estado de México, Jalisco, entre muchas otras entidades, sin importar el tipo de póliza que tengas contratada, esta actuará para protegerte contra los inconvenientes o siniestros en los que te llegues a ver implicado en contra de bienes públicos o privados, cubriendo con las indemnizaciones pertinentes.


Pero bueno, ¿qué es un Bien Público?

Para que te des una idea sobre los términos que se utilizan actualmente para determinar que son los bienes públicos, esto hablando desde un punto de vista jurídico es el bien que pertenece o que se provee por el estado a cualquier nivel, lo cual es posible gracias a todos aquellos organismos que llegan a formar parte del sector público, mientras que en un punto económico los bienes públicos son todo lo que se mantiene disponible con relación al uso por el que una persona no sustrae de este por otro.

Y en un sentido más específico sobre los bienes públicos junto con el impacto que estos representan, podemos darnos cuenta que este es un principio considerado de acuerdo con las tradiciones legales por aquellos que son de dominio público a un conjunto de bienes y derechos de la titularidad pública que se destina al uso público, mientras que este en cuanto lo económico es todo aquello para el consumo que genera la utilidad o bien a los beneficios a sus individuos.

Es así como los bienes públicos no suelen ser exclusivos del estado, sino que también son aquellos medios provistos por el sector privado, pues en el caso de lo que pertenece al estado, estos son desde los alumbrados de las calles, debido a que en caso de que estos pasan por los ciudadanos de una población en cualquier punto de la República Mexicana, mismos que se vean atentados principalmente por los automóviles.

Lo cierto es que un bien público en términos generales se gestiona de forma puntual por parte del estado, sobre todo en el sentido de ser una herencia para próximas décadas en relación a los bienes que se quedan, así como en los derechos públicos conforme a la seguridad ciudadana, darle la justicia necesaria junto con muchas otras labores que le rodean a los bienes públicos.


Características de los Bienes Públicos.

Hablando estrictamente sobre los bienes públicos y todo lo que estos representan, son en un contexto puntual lo que les permite entender determinados aspectos de la realidad sobre las normas mexicanas que se establecen para una relación de cuidados correcta y apropiada conforme a lo que se necesita, principalmente por las gestiones de ciertas construcciones que se hacen con el fin de ofrecerse a los habitantes de nuestro país, ya sea desde puentes peatonales, postes de alumbrado público, parques recreativos, etc.

Ante todo esto es que en México se desarrolla la Ley General de Bienes Nacionales, siendo así un instrumento que se va desarrollando como un estatuto jurídico a fin de ejercer también como los bienes en donde se estipulan todos los cuidados correctos para no faltar a los reglamentos que se estipulan hoy en día por todas las vialidades de nuestro país, así como en sus bienes públicos, pues todos estos tendrán que cuidarse, pero se vuelve importante que conozcas sobre todas las penalizaciones que se te pueden llegar a aplicar, además de las posibles repercusiones que estos traen consigo al ser un patrimonio federal del que están al tanto todas las autoridades en turno.


¿Qué hacer si chocas contra un Bien Público?

De acuerdo a los registros que se han arrojado conforme a las estadísticas, se promedia que los bienes públicos son los más perjudicados a causa del sector vehicular, pues tan solo en la Ciudad de México se obtuvieron resultados en donde se llegan a cifras diarias de 1,095 accidentes viales de acuerdo a los datos de la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS), pues esto va de la mano a los indicadores arrojados anualmente, los cuales representan hasta un 1.7% del PIB a reparar de los daños causados por accidentes viales en el país.

En realidad el tema de los accidentes viales que propician daños a los bienes públicos, pasan por ciertos choques que no se dan de manera directa con otra unidad, sino que en este sentido puede tratarse de ciertos impactos con una banqueta o que el coche se estampe contra postes de luz o en muros de contención de alguna calle o en una casa particular, es decir que todos estos inconvenientes deberán de cubrirse de forma completa obligatoriamente para no ser acreedores a una multa o penalización por parte de las autoridades.

Por lo tanto el tema de los daños a bienes públicos genera por su propio pie una serie de problemáticas, no obstante con esto, al momento en que ataques y expongas la infraestructura pública, podrá propiciar que se apliquen distintos procedimientos para la reparación de estos.


¿Qué pasa si dañas estas infraestructuras y no llamas a la policía?

Es importante que sepas que en el dado caso de sufrir un accidente en los que destruyas parte de una banqueta, muro de contención y/o postes de servicios, es necesario que te informes sobre lo cero recomendable que es no huir del sitio, ya que esto hará cada vez más probable que el inmueble se mantenga monitoreado por una cámara, entonces esto propicia que se agrave tu situación si intentas escapar.

Ante estos imprevistos es importante que des aviso lo antes posible a tu aseguradora, pues en un principio un agente de tránsito es quien aclara sobre la existencia de un daño al patrimonio público y por lo tanto debes reponerlo, ya sea como una afectación, pues el gobierno de la Ciudad de México o autoridades en turno, la Comisión Federal de Electricidad (CFE) o Telmex, son quienes tendrán derecho de cobrar las reparaciones de estas.

Mientras que el accidente no haya sido grave, un policía auxiliar es quien te acompañará al juzgado cívico para resolver los acuerdos de pago, pero de conducir en estado de ebriedad o que existan lesiones graves, debes dirigirte al Ministerio Público para cumplir.


¿Cuánto debes pagar por los daños a Bienes Públicos?

Dentro del artículo 54, se establece de acuerdo con el Reglamento de Tránsito de la CDMX que en caso de el conductor dañe los bienes públicos, será en tanto el responsable de cubrir todos estos daños, haciéndose responsable de pagarlos sin importar las señales efectuadas acorde a otras disposiciones.

En dado caso de no contar al menos con un seguro de responsabilidad civil por daños a terceros, tendrás que pagar una multa, mientras que tu vehículo será remitido al depósito, mientras que la multa que te sea impuesta equivale a 20 o 30 Unidades de Cuenta de la Ciudad de México; misma que asciende a los $1,509.80 a $2,264.70 pesos, todo esto según la Ley de Ingresos de la CDMX.