10 julio, 2019
  • Rating: 

¿Piden RFC con CURP para contratar un seguro?

Cuando vas a contratar un seguro es común que por tu mente pasen muchas preguntas, una de ellas tiene que ver con saber si para dicho trámite te piden RFC con CURP, por eso queremos ayudarte a despejar esos cuestionamientos.

El Registro Federal de Contribuyentes es un documento que puedes obtener con la CURP, y es importante que lo tengas porque lo piden en muchos trámites bancarios y laborales, así como en otras contrataciones, por ejemplo, la de un seguro.

¿El RFC es necesario para contratar un seguro?

El seguro de auto ya no es algo que los automovilistas pueden decidir si contratan o no, se trata de una protección con la que todos deben de contar porque así lo piden, de forma obligatoria, las autoridades del país.

Por tratarse de una protección que cualquier mexicano que tenga un auto debe de contratar, es común que muchos todavía desconozcan cuáles son los requisitos y los documentos que piden las aseguradoras.

Aunque cada trámite va a depender de las compañías, hay ciertos documentos o datos que son indispensables para que se lleve a cabo la contratación de una póliza que te proteja a ti y a tu automóvil.

Entre los requisitos de contratación podemos mencionar a la licencia de conducir, datos básicos del auto como la marca y el modelo, además de otro tipo de información relacionada con el conductor: nombre completo, edad, fecha de nacimiento y claro, el RFC.

Además, toma en cuenta que nosotros nos estamos refiriendo solamente al seguro de auto, pero también hay otras protecciones como el seguro de vida y de hogar para los que es necesario el RFC.

Por lo tanto es importante que si todavía no tienes el Registro Federal de Contribuyentes, hagas el trámite para obtenerlo, algo que en realidad es muy sencillo.

¿Para el seguro de auto obligatorio se necesita RFC?

Como lo hemos mencionado hasta el momento, el RFC es un dato que muchas dependencias y empresas te piden para que puedan proceder a realizar un trámite, ya que esto te identifica ante autoridades como el SAT.

En este sentido es importante que consideres que para contratar un seguro de auto, las compañías aseguradoras te pedirán el Registro Federal de Contribuyentes, un documento que es necesario porque contar con protección mientras conduces ya es obligatorio.

El Seguro Obligatorio de Responsabilidad civil, de acuerdo con la Condusef, se implementó con el objetivo de que el asegurado pueda responder de forma oportuna (económica y moralmente) por los daños que cause en otros vehículos o por las lesiones físicas que provoque en terceras personas.

Por tratarse de un seguro obligatorio, todas las aseguradoras lo ofrecen para que sea más sencillo para ti poder elegir la compañía que más te convenga, considerando tu presupuesto familiar.

Si no tienes esta protección puedes ser multado por las autoridades correspondientes, en el caso de la CDMX son algunos oficiales de la Secretaría de Seguridad Pública quienes están autorizados para infraccionar a los conductores que comentan faltas.

Ante este tipo de situaciones, recuerda que es necesario que obtengas tu RFC con CURP, un trámite en línea que facilita mucho las cosas, pues lo puedes realizar desde la comodidad de tu hogar.

Los requisitos para contratar el seguro obligatorio dependen de cada aseguradora, por ejemplo, AXA pide que los contratantes sean mayores de 16 años y que además de su licencia tengan datos básicos como el RFC y su domicilio.

Así que para que no te lleves ninguna sorpresa y puedas contratar exitosamente tu seguro, te recomendamos que obtengas tu RFC con CURP para que también puedas llevar a cabo otro tipo de trámites en instituciones como los bancos.

¿Se puede obtener el RFC con CURP?

Antes que nada considera que el Registro Federal de Contribuyentes (RFC) “es una clave que identifica como contribuyentes a las personas físicas o morales en México para controlar el pago de impuestos frente al Servicio de Administración Tributaria (SAT)”.

Así es como el portal mi-rfc.com.mx define a este documento, considerado uno de los más importantes para los mexicanos porque se solicita en una gran cantidad de trámites y contrataciones.

Por eso, es necesario que obtengas dicha clave, algo que ya se puede hacer en línea para facilitar su obtención y también para que las personas ahorren tiempo y lo inviertan en otras actividades.

Lo mejor es que ya es posible obtener el RFC con CURP, así que no hay ningún pretexto para que lo tengas y con esto, evites que te sean negados ciertos trámites, como la contratación de un seguro para tu auto.

¿Por qué es importante la CURP?

En la página oficial del SAT, dicha dependencia señala que sí es posible sacar el RFC con CURP, un trámite que se hace en línea y para el que únicamente necesitas contar con tu Clave Única de Registro de Población.

Antes de continuar, nos gustaría detenernos para comentarte que la CURP – según la Secretaría de Gobernación- es “un instrumento de registro que se asigna a todas las personas que viven en el territorio nacional, así como a los mexicanos que residen en el extranjero”.

La institución que se encarga de asignar esta Clave Única a cada ciudadano es el Registro Nacional de Población, a fin de que cada una cuente con 18 caracteres representados por números y letras, que se obtienen del acta de nacimiento para conformar dicha clave.

Los elementos que aparecen en cada Clave hacen referencia al primero y segundo apellidos de una persona, su nombre de pila, la fecha de nacimiento, el género y la entidad donde nació.

Además, para evitar que exista alguna CURP duplicada, el Registro Nacional de Población añade dos elementos al final de cada Clave para que no se duplique ninguna y su integración sea correcta.

Si tú deseas tramitar tu RFC con CURP pero no cuentas con este último documento, puedes obtener la Clave Única en internet entrando a la página consultas.curp.gob.mx, donde existen dos maneras de hacerlo.

La primera es “El ciudadano conoce la CURP”, una opción para la que es necesario que ingreses los 18 caracteres de esta Clave y un código de verificación que el mismo sitio te muestra.

Cuando has añadido estos datos, debes dar clic en la opción “Buscar” y el sitio te llevará a una ventana donde puedes visualizar tu CURP. Tienes la opción de descargarla o de imprimirla, según sea lo que necesites.

Sin embargo, si eres de los que no conoce su Clave Única, el sitio te pedirá que ingreses algunos datos para que puedan buscarla y posteriormente tú puedas descargarla o imprimirla.

Los datos que debes de ingresar son nombre completo, sexo, fecha de nacimiento, entidad federativa de nacimiento y nuevamente, un código de verificación que la misma página te muestra. Después debes dar clic en “Buscar” y en una nueva ventana aparecerá tu CURP.

Teniendo este documento a la mano es posible que puedas hacer otros trámites, en este caso, obtener el RFC con CURP, algo que también puedes hacer en línea y siguiendo pasos bastante sencillos.

¿Cómo obtener el RFC usando la CURP?

En la página del Servicio de Administración Tributaria, la dependencia aclara que sí es posible obtener el RFC con CURP, por medio de un trámite totalmente online y que no tiene ningún costo.

El órgano recaudador señala que el Registro Federal de Contribuyentes puede solicitarse por las personas que hayan cumplido 18 años y que por diferentes motivos, ya sea laborales o personales, necesiten contar con este documento que identifica a los mexicanos como contribuyentes.

Los pasos que debes de seguir para obtener tu RFC son, en primer lugar, entrar a la página www.sat.gob.mx y seleccionar la opción de “Trámites del RFC”. Posteriormente, dar clic en “Obtén tu RFC con la Clave Única de Registro de Población (CURP)”.

En la ventana que se abre aparece la leyenda “Inscripción con CURP”, en la que debes de ingresar datos de identificación, en este caso, capturar tu Clave Única que ya obtuviste igual usando la web.

También se te pedirá que captures un código conformado por letras y números, sin el cual no podrás continuar con el proceso. Una vez que ingresas ambos datos, es necesario que des clic en “Continuar” para que el sistema pueda validar tu información.

El SAT indica en un documento especial llamado “Guía rápida para Inscripción al RFC con CURP”, que después de ingresar los datos que solicita en su sitio web, se hace una validación de la cual pueden surgir tres tipos de mensajes:

  • La CURP ya está asociada a un RFC, pues ya está capturada en el padrón de contribuyentes.
  • Si tu CURP no es correcta o no está completa, un caso para el que es necesario introducir una Clave Única que sea válida para poder continuar con la inscripción.
  • Si la CURP corresponde a un menor de edad, en este caso es necesario que los tutores para poder inscribir al infante se presenten en la Administración Desconcentrada de Servicios al Contribuyente de su preferencia.
  • En caso de que tu registro haya sido exitoso y en la pantalla no hayas recibido ninguno de los mensajes anteriores, podrás visualizar una pantalla con tus datos personales y el documento que respalda a tu Clave Única.

    Después de que compruebes que tus datos son correctos, debes dar clic en “Continuar” para que puedas capturar la información correspondiente a tu domicilio: código postal, entidad, municipio o delegación, localidad y colonia.

    También es necesario que ingreses tu correo electrónico, pues este será el medio de contacto que las autoridades tendrán para localizarte. Una vez que todos los datos que capturaste son correctos, puedes dar clic en la opción “Continuar”.

    La pantalla siguiente se refiere a los Datos de ingresos, por lo que es necesario que escribas la información que te piden, como país de residencia fiscal, fecha de inicio de operaciones y nombre comercial, entre otros. Después tendrás que llenar un cuestionario referente a las actividades económicas que realizas y el salario que recibes por ello.

    Lo que sigue es dar clic en la opción “Continuar” y revisar que todos los datos del cuestionario son correctos. Si todo está bien, debes elegir “Guardar datos del cuestionario” y en el siguiente mensaje dar clic en “Confirmar”.

    Lo siguiente que verás es un mensaje diciendo que tu trámite ha finalizado y se generará un documento de Acuse de Inscripción al RFC, donde además de este dato aparece tu CURP, nombre y los datos de tu domicilio.

    ¿Para qué trámites vehiculares se pide RFC?

    Hasta el momento te hemos explicado que obtener el RFC con CURP es algo muy sencillo, pues las autoridades buscan que los trámites cada vez sean más rápidos a fin de que puedas cumplir con tus obligaciones ciudadanas.

    Una de esas obligaciones está relacionada con mantener al día y en orden los trámites vehiculares, pues de lo contrario pueden multarte o simplemente tendrás que dejar el auto guardado en casa.

    De hecho, la Secretaría de Movilidad (SEMOVI) y la Agencia Digital de Innovación trabajaron en conjunto para que la renovación de la Licencia tipo A y el refrendo de la Tarjeta de Circulación ya puedan realizarse en línea con los mismos costos.

    Para este tipo de trámites, que facilitan la interacción entre ciudadanos y gobierno, también es necesario que saques tu RFC con CURP en caso de que no lo tengas porque es parte de los requisitos que solicitan las autoridades correspondientes.

    RFC, identificación oficial, CURP, número de licencia y correo electrónico son algunos datos básicos que se piden para los trámites vehiculares, así que debes estar al día con esto y contar con todo lo necesario.

    Ya sea que estés listo para contratar un seguro, solicitar un crédito en el banco o renovar tu licencia de conducir, es importante que obtengas el RFC con CURP para que concluyas correctamente cualquier tipo de trámite que estés por realizar.